Portada » Por qué me matasteis Crimen real de ‘Netflix’ en el que encuentran al asesino gracias a las redes sociales
Entretenimiento

Por qué me matasteis Crimen real de ‘Netflix’ en el que encuentran al asesino gracias a las redes sociales

¿Por qué me matasteis?
¿Por qué me matasteis?

Después del éxito de crítica y público que consiguió el true crime The Jinx en 2013, Netflix supo identificar rápidamente el tirón que tenía el género. Unos meses después, la plataforma se sumó a la tendencia con Making the Murderer, y desde entonces, ha ido sumando periódicamente a su catálogo producciones que reconstruyen crímenes reales.

El curioso caso de ‘¿Por qué me matasteis?’

En 2006, Crystal Theobald, una joven de 24 años, es asesinada dentro de un coche en medio de un tiroteo entre bandas callejeras en California. Después de que la investigación policial no llegue a buen puerto, su madre no se rinde y está dispuesta a mover cielo y tierra hasta encontrar al asesino de su hija.

Una historia de duelo, búsqueda de justicia y venganza.

Desde el principio, este era un caso que parecía complicado de resolver. Lo más fácil para la policía, dadas las circunstancias, era darlo por cerrado y declarar a Crystal como un daño colateral de la lucha entre bandas callejeras, en un barrio en el que estas organizaciones criminales campaban a sus anchas, y por seguridad, ninguno de sus miembros podía permitirse el lujo de romper su código de silencio.

Jamie Mcyntre Jamie Mcyntre, la prima de Crystal que se hace pasar por ella en MySpace después de su muerte.

La madre, con la ayuda de Jamie Mcyntre, su sobrina, dedican gran parte de su tiempo a mantener activo el perfil de MySpace que crean con una foto de Crystal para atraer a los sospechosos. Jamie es una adolescente de 14 años que interactúa sin descanso con ellos haciéndose pasar por su prima, a la que idolatraba, en un proceso que dificulta que procese la pérdida y sus testimonios son los más potentes del documental.

Qué hace interesante a ‘¿Por qué me matasteis?’

Desde la primera escena, en la que se reconstruye una decisiva conversación en MySpace con el principal sospechoso, la cual se vuelve a visitar más adelante, Por qué me matasteis nos atrapa con su relato. 

Lo que viene a partir de allí, es la exploración del duelo y la necesidad de hacer justicia de una madre, a pesar de que sabe que su hija perdió la vida por estar en el lugar incorrecto en el momento menos indicado.

Lo más interesante, además de la particularidad del «catfishing», es que la familia protagonista no está formada por los héroes arquetípicos de cualquier historia ejemplar. Los Theobald son profundamente imperfectos y tienen un historial de pobreza, adicción y delincuencia que habría hecho que, en otras condiciones y en manos de otro detective, su caso fuera archivado sin posibilidad de revisión, porque el sistema nunca garantiza el derecho a que se haga justicia para todos por igual.

Aunque no sorprenderá a quienes estén viendo Reza, obedece, mata, la serie documental de HBO, el uso de miniaturas y maquetas para reconstruir la escena del crimen es un recurso que aquí funciona muy bien. Puede que este no sea el true crime con giros más sorprendentes, pero la historia que cuenta Por qué me matasteis es muy personal y hay muchos factores sociales en juego.