Portada » Pablo Iglesias fija como «tarea fundamental» de Podemos acabar con la Monarquía en España
Deportes

Pablo Iglesias fija como «tarea fundamental» de Podemos acabar con la Monarquía en España

El lider de Podemos sitúa el «horizonte republicano» como una de las metas a lograr por su formación. » Poner sobre la mesa la necesidad de que España avance hacia una nueva República».

Ante un futuro inmediato trascendental para España, donde las decisiones que se tomen marquen seguramente las futuras generaciones, Pablo Iglesias ha reunido a su Consejo Ciudadano Estatal -máximo órgano entre asambleas- para trazar la hoja de ruta y aleccionar a los suyos de cara al mensaje y la actuación política a acometer en los próximos meses. Dos caminos claros: los Presupuestos sólo son posibles con los nacionalistas y no con Cs PP; y acentuar el ataque a la Monarquía en detrimento de la República.

«Hay que trabajar para avanzar hacia un horizonte republicano que profundice en la democracia española es una tarea fundamental de Podemos», ha sido la suerte de orden que Iglesias has trasladado a los suyos en el transcurso de la reunión. La incomodidad del líder del Podemos es clara: su papel de vicepresidente le obliga a realizar gestos, actos… respecto a la Jefatura de Estado con los que no comulga. Aprovecha los actos de partido que protagoniza para intensificar la campaña de ataque y acoso respecto a la Corona.

Si bien la apuesta por el republicanismo no es nueva, Iglesias la sitúa como un eje fundamental de la acción de Podemos. Erosionar a la Corona con el fin último de cambiar el modelo de Estado. «Tenemos que ser capaces de entender el momento de crisis en el que se encuentra la Monarquía y el modelo de estado que ésta encarna. Tener la valentía y audacia de poner sobre la mesa la necesidad de que España avance hacia una nueva República, que la República llegue a la Jefatura del Estado«.

Iglesias, sin mencionarlo expresamente, ha aludido a la situación que vive la Corona ante los negocios opacos y la salida de España de Don Juan Carlos, pues la tesis que defiende Podemos es que estas escándalos no pueden desligarse de la figura del actual Rey al ser la Corona, argumentan, una institución basada en la herencia.

Para Iglesias, tanto la crisis económica y territorial de España se solucionaría o, al menos se encauzarían, cambiando Monarquía por República. Es su planteamiento. «La Monarquía ya no representa las nuevas oportunidades de los sectores de negocios más dinámicos, sectores que tienen que formar de un nuevo horizonte republicano». Considera el líder de Podemos y vicepresidente del Gobierno que la República redundaría en un modelo de Estado «más federal, confederal, construido sobre la pluralidad y diversidad de España» y achaca la crisis a la «centralidad encarnada por la Jefatura del Estado».

Aunque la campaña de ataque y acoso a la Monarquía ha ido subiendo y bajando de intensidad en Podemos, una vez que la formación constató que se asentaba en el Consejo de Ministros, Iglesias siempre que puede arremete públicamente contra la Monarquía, en la pretensión de trasladar a los suyos que pisar moqueta no le ha cambiado. Y consciente de que su nicho está en los jóvenes, apela a ellos para trasladar a la sociedad esa campaña contra la Monarquía. «Los jóvenes no entienden que no puedan decidir quién es su Jefe de Estado y que éste no pueda responder ante la Justicia como cualquier ciudadano y no pueda ser apartado su comete un delito».

Pese que Iglesias, enfundado en su traje de líder de Podemos, sitúa el derribo de la Monarquía como uno de las tareas de su formación, lo cierto es que el reparto de fuerzas en el Congreso hace inviable cualquier atisbo de intento. Ante el espejo de la realidad, Iglesias opone: «En política, las cosas puede cambiar y nuestra fuerza ejemplifica que todo puede cambiar. Objetivos que parecen imposibles se convierte en realidad a veces más rápido de lo que parece».