Portada » Isabel Preysler, su misterioso origen en Manila que trató de ocultar
Variado

Isabel Preysler, su misterioso origen en Manila que trató de ocultar

clipping_PVOZF6_

Mireya Marron – NIUS Diario

  • La ‘reina de corazones’ cumple 70 años como icono de estilo y una de las ‘socialités’ más cotizadas

  • De adolescente era muy religiosa y tuvo un noviazgo poco recomendable que propició que sus padres la mandaran a España

  • Se casó con Julio Iglesias embarazada de Chábeli, algo que confesaría después

    Isabel Preysler cumple hoy 70 años como eterna “reina de corazones”. Desde que se separó de Julio Iglesias y le dijo, supuestamente, “voy a vender más revistas que tú”, la socialité de origen filipino cumplió su promesa como personaje favorito de las revistas y diva de las alfombras rojas y los photocalls por su belleza y elegancia, en paralelo al interés mediático por sus tres parejas posteriores, Carlos Falcó, Miguel Boyer y el actual, Mario Vargas Llosa.

    Las revistas han retratado en estas últimas cinco décadas su vida social en España, pero sus orígenes en Manila (Filipinas) han estado rodeados siempre de un gran misterio.

    Esta semana su infancia y adolescencia es recordada en distintos medios como ¡Hola! y Vanitatis. Con los años Isabel Preysler ha ido ganando en naturalidad y ahora habla de ello sin tapujos. Pero en sus inicios en España, a la mujer de Julio Iglesias sí le incomodaba que se hablase de ello. Así lo recordaba ayer Paloma Barrientos, una de las primeras periodistas que habló de ello en su libro, Reina de Corazones (Ediciones B), apodo que por cierto le puso el escritor Francisco Umbral.

    Libro 'Reina de corazones' de Paloma Barrientos

    “Entonces me decían que Isabel Preysler estaba enfadada conmigo por el libro, pero a mí nunca me ha importado, yo no soy amiga de los personajes, solo informo sobre ellos”, decía Barrientos.

    La familia de Isabel Preysler en Manila

    Isabel Preysler creció en un barrio de clase acomodada de Manila, San Lorenzo, dentro de una familia numerosa de nueve hermanos. Su padre fue Carlos Preysler Pérez de Tagle, gerente de las Líneas Aéreas Filipinas y delegado del Banco Español de Crédito en Manila. Descendía de españoles afincados en Alemania y cercanos a la corte alemana del rey emperador Carlos V, que emigraron a España, y de los cuales unos pocos se trasladaron a Filipinas, cuando esta era colonia española. La madre de Isabel, Beatriz, era dueña de una agencia inmobiliaria pero se dedicó a la crianza de sus nueve hijos

    La familia materna, Arrastia, vivía más lejos de la capital filipina. Tenía extensas plantaciones de arroz e ingenios azucareros en el pueblo de Lubao, Pampanga. Mientras en el linaje paterno suelen ser europeos, su linaje materno indica que desciende de los indígenas pampanganos de Bataán.

    La familia Pérez de Tagle era propietaria de las manufacturas de los productos de copra y de abacá, usadas para fabricar lazos antes de la invención del nailon, y es descendiente del I marqués de Altamira y financiero del rey Felipe V, Luis Sáenz de Tagle. Además, los Pérez de Tagle fueron parte de los ‘ilustrados’, un grupo revolucionario formado por filipinos contra el abuso del gobierno militar de España en las islas orientales durante el siglo XIX.

    Su marcha a España para separarla de un novio poco recomendable

    Isabel estudió en el colegio de la Asunción hasta los 17 años, donde entonces la llamaban María Isabel o Chábeli, nombre que después pondría a su hija.

    Sus padres decidieron mandaron a España para separarla de un noviazgo rebelde con un hombre diez años mayor que consideraban poco recomendable. Ella misma lo ha contado esta semana en ¡Hola!. “Mis padres eran muy estrictos y yo tenía un noviete que a ellos no les gustaba nada. Yo tenía 17 años y él 27” comienza Isabel su relato. “Un domingo, después de Misa, nos escapamos en avión a una casa que tenía en la playa en una de las islas”.

    Muy religiosa de joven, quiso ser misionera

    Según el libro de Barrientos, Isabel Preysler, al igual que su hija Tamara, era muy religiosa de joven e incluso quiso ser misionera. Años después le quitaría a su hija Tamara la idea fugaz de ser monja.

    Sus primeros años en España, con su amiga Carmen Martínez-Bordiú

    Los tíos de Isabel en Madrid, Tessy Arrastia y Miguel Pérez Rubio, la acogieron en su casa de la capital. Estudió en el colegio de las Irlandesas y después hizo un Secretariado Internacional Mary Ward, que abandonaría cuando se casó con Julio Iglesias.

    Pero ‘la Preysler’ estaba educada desde niña en Filipinas para encontrar marido, han escrito siempre sobre ella. Algo que no le sería difícil por su magia y atractivo irresistible que todos los que han coincidido con ella en algún evento coinciden en que que siempre ha tenido.

    Entró en la jet set madrileña de la mano de Carmen Martínez-Bordiú, ya que eran vecinas en la calle San Francisco de Sales. Después se convertiría en su gran amiga, aunque ahora están distanciadas.

    Su boda, embarazada, con Julio Iglesias

    El primero que cayó rendido a los encantos de Isabel Preysler fue Julio Iglesias, que vivió el amor a primera vista en una fiesta organizada por Tomás Terry Merello, y desde entonces no pudieron separarse.

    Se casó en 1971 embarazada, como confesaría en Vanity Fair hace siete años, aunque siempre se dijo que su hija Chabeli había sido sietemesina: “Podría decir que nos casamos porque estábamos enamorados y sería verdad, pero lo cierto es que me quedé embarazada. Entonces parecía una tragedia no pasar por vicaría. El cura que nos casó a Julio y a mí, el 20 de enero de 1971, declaró que nunca había visto a una novia llorar tanto en su vida, estar tan, tan triste. Simplemente sentía que no era el momento todavía. […]”.

    Bajo estas líneas, el día de su boda, con 20 años en Illescas (Toledo), y una de las pocas fotos en las que se ve a Isabel Preysler en un momento cotidiano, en este caso comiendo, ya que siempre ha sabido cuidar y controlar su imagen en los medios y rara vez se han publicado “robados” o imágenes espontáneas como ésta:

    La boda de Isabel Preysler con Julio Iglesias

    Fruto de esa unión, tuvieron tres hijos: Chabeli, Julio José y Enrique Iglesias.

    Isabel Preysler con sus hijos Chábeli, Enrique y Julio José

    Después tendría a Tamara con el aristócrata Carlos Falcó, marqués de Griñón, y a Ana con el economista y ex ministro de Hacienda, Miguel Boyer. El resto, es historia de la crónica social española.