Iglesias culpa a todos menos a él mismo del desplome de Podemos

Iglesias culpa a todos menos a él mismo del desplome de Podemos

El líder del partido justifica la pérdida de votos del 26-M en la falta de implantación territorial, en el lío de siglas y en los liderazgos regionales

«En cada sitio tenía que preguntar:¿Aquí cómo nos llamamos?». Con esta frase Pablo Iglesias reveló ayer la rocambolesca situación con la que se encontró en alguna Comunidad Autónoma cuando tenía que acudir a dar un mitin en las pasadas elecciones autonómicas y municipales. Ejemplo, todo ello, de la falta de implantación territorial y del caos de siglas de la marca Podemos. La frase, esgrimida ayer durante su discurso en el Consejo Ciudadano Estatal celebrado en Madrid, sirvió de excusa para explicar los malos resultados del partido el 26-M: «Parece broma, pero es verdad», apostilló.

A la vista está que para Pablo Iglesias la culpa de la pérdida de 68 escaños autonómicos y de más de un millón de votos es de todo el mundo menos de Pablo Iglesias. El partido reunió ayer a sus secretarios regionales para analizar los resultados de las elecciones autonómicas, municipales y europeas, así como para determinar la estrategia de pactos para formar Gobiernos con el PSOE. Lejos de la autocrítica que los barones exigían, Iglesias optó durante su habitual intervención por meter el dedo en la llaga. «El papel de los liderazgos jugó un rol muy importante», reprochó Iglesias, en alusión a los líderes regionales.

El secretario general atizó sin miramientos la gestión de quien hasta ayer era su secretario de Organización, Pablo Echenique, al asegurar que la falta de implantación territorial y de liderazgo autonómico fueron los culpables de la severa caída. Tras el Consejo, el líder murciano de Podemos, Óscar Urralburu, mostró su malestar con las declaraciones del secretario general: «No compartimos desde la Región de Murcia que la responsabilidad sea de los territorios, tenemos una implantación mayor que en 2015». Urralburu contraatacó y achacó el desplome del 26-M a los «resultados muy negativos» de las elecciones generales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.