Portada » Álvarez de Toledo destripa las seis mentiras de Ábalos sobre el «Delcygate»
Noticias

Álvarez de Toledo destripa las seis mentiras de Ábalos sobre el «Delcygate»

Álvarez de Toledo denuncia presiones del Gobierno a líderes europeos para que no recibieran al presidente encargado de Venezuela

La primera sesión de control de la legislatura ha estado centrada en Venezuela, y más en concreto en el caso de Ábalos y Delcy Rodríguez. El PP organizó este primer Pleno para poner contra las cuerdas al ministro de Transportes, al que ha acorralado por sus diferentes versiones sobre su encuentro con la vicepresidenta de Venezuela, Delcy Rodríguez. La portavoz del Grupo Popular, Cayetana Álvarez de Toledo, ha denunciado las mentiras del ministro y exigió a Pedro Sánchez que aclarase la alusión que hizo unos minutos antes a Juan Guaidó como «líder de la oposición» en Venezuela, y no como presidente encargado, que es como lo reconoció él mismo un año antes.

En la interpelación a Ábalos, Álvarez de Toledo se refirió al «laberinto de mentiras» del ministro y advirtió un hecho: «El Gobierno de España amparó a una torturadora y despreció a un demócrata».

«Sí, señor ministro. La mujer con la que usted se reunió, a la que usted protegió, es una torturadora que tiene prohibida la entrada en la Unión Europea y en gran parte del mundo libre«, ha subrayado la portavoz, quien ha añadido: »Y sí, señor ministro: el presidente del Gobierno de España dio la espalda a un demócrata. A un héroe de la democracia. A un hombre joven y valiente. Al legítimo presidente de Venezuela, que ayer, a su llegada al aeropuerto de Caracas, fue agredido por los sicarios del régimen».

Álvarez de Toledo se ha referido en concreto al hecho de que Sánchez haya llamado a Guaidó líder de la oposición. Según la portavoz, es la evidencia del viraje del presidente del Gobierno respeto a la política sobre Venezuela. «Hoy el presidente Sánchez ha llamado a Juan Guaidó líder de la oposición. Ha dejado de reconocerle como presidente encargado de Venezuela. Ha asumido, en sede parlamentaria, el lenguaje de Podemos. Y del señor Zapatero. Y del propio chavismo. Debe ser la última exigencia de la torturadora».

La portavoz del Grupo Popular ha desvelado las presiones del Gobierno de Sánchez a otros países para que no recibieran a Guaidó: «El presidente Sánchez no sólo se negó a recibir a Guaidó. Además, su Gobierno presionó a otros líderes europeos para que tampoco lo recibieran. Y fracasó. Incluso presionó a empresarios españoles para que no asistieran a la conferencia de Guaidó en Davos. Y a la que acudieron líderes políticos y económicos de todo el mundo, que sí apuestan por una Venezuela abierta y libre».

Álvarez de Toledo ha repasado las «mentiras» de Ábalos:

«Primera mentira: ‘Fui a Barajas a título personal ver a mi amigo, el ministro de Turismo’. No. Fue a recibir a una torturadora, acompañado de personal diplomático.

Segunda mentira: ‘No me reuní con Delcy Rodríguez. Fue apenas un saludo forzado en el avión’. No. Se reunió con la torturadora. Y largamente.

Tercera mentira. ‘Bueno, sí, fue una reunión, pero duró apenas 25 minutos’. No. La reunión se prolongó durante al menos una hora, dentro y fuera del avión.

Cuarta mentira: ‘Delcy Rodríguez no pisó territorio español’. ¿La llevó usted en brazos? ¿A caballito? La torturadora se bajó del avión. Pisó suelo español, sobre la alfombra roja que ustedes le pusieron. Estuvo en la Sala VIP. ¡Con usted! Y pasó la noche en Barajas para luego coger el avión adonde ella quiso ir.

Quinta mentira: ‘Yo no intervine para nada, todo fue cosa de la Policía’. Iba a pedir al señor Marlaska que lo explicara él, pero ya se ha ido. Aunque también pueda explicarlo quizá el presidente del Gobierno. Hoy hay una nueva versión en un periódico que asegura que a usted lo mandó directamente La Moncloa.

Sexta mentira: ‘Mi brillante intervención en Barajas evitó un incidente diplomático’. Bond. José Luis Ábalos Bond. Misión en Barajas. Por piedad, lo vamos a dejar ahí. No. El incidente diplomático —éste sí— lo tiene ahora España con la Unión Europea».

La dirigente del PP ha recordado, además, que Delcy Rodríguez tiene prohibido «no ya poner un pie en territorio español, en la UE, no solo en Schengen, sino incluso sobrevolar el cielo europeo». Ha citado la Decisión 2017/2074 del Consejo Europeo, impulsada, por España.

En su intervención, el ministro ha rechazo la dimisión, como pedía la oposición, y ha insistido en que la vicepresidenta venezolana no pisó territorio Schengen, con lo que España no habría incumplido las restricciones fijadas por la Unión Europea.

Ábalos ha defendido su actuación porque permitió «no añadir más problemas en las relaciones diplomáticas con un Gobierno». «Si queremos tener elecciones libres en Venezuela, se tiene que hacer con acuerdo entre las partes», ha subrayado, y ha reprochado a la oposición que no respalde al Gobierno de Sánchez en este asunto.